Filete Wellington




Filete Wellington



La manera más  elegante de servir un  filete, si preparas esta receta de filete  Welllington  tus comensales se quedarán con la boca abierta,  ¡palabrita! Es mucho más  fácil de lo que crees y nunca sale  mal, ¿te animas a probarlo?

Te imaginas un tierno y sabroso  filete,  envuelto en finas lonchas de panceta, una capa de aromáticos champiñones y una cubierta  crujiente de hojaldre, impregnada de los aromas y sabores del filete,  la panceta y los champiñones... ¿No ese te hace la boca agua? 

Es una receta la mar de sencilla pero hay que tener algunas precauciones para que  te quede perfecto. Al final del post te explico todos  los trucos para que prepares un filete Wellington de aupa  y no tengas  ningún  contratiempo ^.^ Yo que tu no  me lo perdería...






Filete  Wellington,  ingredientes (para 4 personas):


1 filete de cerdo grandecito
100g de panceta
500g de champiñones
1 placa de hojaldre
Un par de ajos picados
½ cebolla picada y sofrita
Aceite de oliva virgen extra (AOVE)
sal y pimienta negra  molida al gusto
huevo batido para pintar el hojaldre



Filete  Wellington, preparación:


Limpiamos los champiñones, los picamos con picadora para que queden bien pequeños y los pasamos por la sartén con un poco de aceite de oliva y los ajos picados. Añadimos la cebolla sofrita. Nos quedará como  una pasta de  champiñones muy  aromática, una  Duxellle. 

Salpimentamos el  filete , ponemos un poco de  aceite  y un ajo  con  piel  y todo a calentar en  una sartén  y cuando esté caliente doramos el  filete por todos lados para sellarlo y que nos quede más jugoso. Reservamos.

Forramos todo el filete con cortes finos de panceta, reservamos.

Colocamos en la lámina de hojaldre los  champiñones sofritos, colocamos el filete envuelto  en panceta sobre la Duxelle de champiñones y seguidamente lo forramos con la lámina de hojaldre cerrando bien los extremos. Recortamos el hojaldre que sobre.

Con el hojaldre de los recortes recortamos alguna forma decorativa, hojas, flores, alguna estrella de Navidad... Y decoramos el "tronco" que forma nuestro filete envuelto. Aprovechamos la misma decoración para hacer algún agujero en la hojaldre por donde saldrá el vapor al cocerse ya que si no se hincharía el  hojaldre  y quedaría deformado.

Colocamos el  filete forrado con hojaldre en una bandeja con papel de horno o con una lámina de teflón, lo  pintamos con  huevo batido para que nos quede bien  brillante y lo cocemos en el horno precalentado a 180º hasta que el hojaldre esté bien dorado, en ese punto el filete estará perfecto.

Debemos  dejarlo  reposar después de la cocción para que los jugos de la carne se asienten y  nos quede bien  jugosa,  unos  diez  minutos de reposo estará bien.  

Lo servimos después de haber reposado acompañado de salsa y de alguna guarnición de patatas o verduras.

* Para cortarlo necesitarás un tenedor grande  para sujetar e inmovilizar  el filete y un cuchillo grande de sierra, como unos cubiertos de trinchar. si  no los tienes tal  vez puedas valorar preparar los filetes Wellington  individuales. uno para cada comensal. 

* Este plato no se puede recalentar, la carne nos quedaría demasiado seca, pero si  te ha sobrado algo puedes  tomarlo frío acompañado de una ensalada, está  delicioso.


* Os aconsejo un filete grande para cuatro personas, pensad que con  la Duxelle,  la panceta, el hojaldre la salsa y alguna guarnición es un plato  que sacia bastante.



Y si  quieres más  ideas para tus menús  navideños no te pierdas este  post con  un  montón  de ideas para platos principales,  salsas y guarniciones.

Ideas para tus menús festivos: principales,  salsas y guarniciones





¡Sígueme en las redes sociales!

Puedes seguirme en Facebook,  Twiter Google+ para estar al día de todo