Cake au Jambon



Cake au Jambon


Una receta absolutamente deliciosa! La receta me la pasó mi amiga Montserrat, es una especialidad de su marido, Dominique, y me alegro muchísimo de haberlo hecho, es una maravilla que se convertirá en un clásico en mi casa, no me puede gustar más!
Por dentro tiene la textura de un bizcocho bien esponjoso pero por fuera es muy crujiente y aromático, debido a la cantidad de queso que lleva. De sabor recuerda muchísimo a un croissant francés, con un sabor a jamón, queso y sobretodo, mantequilla, que es una delicia ¡en casa nos ha encantado! Ha sido todo un descubrimiento, tengo ganas de probar a hacerlo con verduras, con bacon, con especies ... Os animáis a experimentar con un cake salado?






Cake au Jambon, ingredientes:



300 gr de jamón de York en daditos 
4 huevos 
200 gr de queso gruyere o emmental rallado 
125 gr de mantequilla 
250 gr de harina 
1 paquete de levadura en polvo 
150 mlde leche 
¼ de cucharadita de nuez moscada y una pizca de pimienta negra recién molida








Cake au Jambon, preparación:


Para empezar tendremos todos los ingredientes preparados, pesados ​​y a temperatura ambiente


Mezclamos la harina con la levadura y lo tamizamos todo junto. 

Preparamos un molde alargado engrasando con mantequilla abundante


Batimos los huevos junto con la mantequilla derretida, la leche y las especias. 


Añadimos el queso rallado y removemos hasta integrarlo y mezclarlo completamente


Incorporamos la harina tamizada con la levadura y lo removemos hasta que quede todo bien mezclado, yo lo hice con una cuchara porque queda una masa muy consistente y con las varillas no podía hacerlo bien


Añadimos el jamón y lo mezclamos bien. 


Vertemos la preparación en el molde que tenemos preparado y lo cocemos en el horno precalentado a 170 º durante 50 minutos, si al pinchar con un palillo este sale limpio es que ya está. Si no, puedes dejarlo unos minutos más, depende como siempre de tu horno


Una vez lo sacamos del horno hay que dejarlo enfriar unos cinco minutos y después lo desmoldamos y lo dejamos enfriar completamente sobre una rejilla


Puedes comerlo frío o caliente, de las dos maneras está delicioso. Acompañado de una ensalada se convierte en una exquisita cena y también resulta ideal para llevártelo de picnic o en la fiambrera al trabajo. Un plato exquisito para tomar en cualquier momento del día que os encantará!



Os gustan los pasteles salados? No os perdáis este espanakópita, el típico pastel de espinacas y queso feta griego, una maravilla! O este cheesecake salado con cobertura de tomates, resulta delicioso y muy original, si lo preparáis seguro que lo repetiréis más de una vez!


¿Te gustaría participar en mi grupo  de cocina de Facebook?  Si  te gusta cocinar te invito a compartir tus recetas y trucos de cocina en mi nuevo grupo 


Anímate,  ¡serás muy bienvenida!



Espero que te hayan gustado estas recetas y que te sean de utilidad, si quieres puedes seguirme en las redes sociales para estar al tanto de todas mis novedades,  sígueme en InstagramFacebookTwiter Google+ ¡¡Te espero!!