Vasitos de queso de cabra y tomates confitados



Vasitos de queso de cabra y tomates confitados 



Hoy os traigo  un precioso y riquísimo vasito de aperitivo que hará las delicias de vuestros invitados, este vasito de queso de cabra y tomates confitados recuerda un poco al vasito de mousse de roquefort con jamón de pato y rúcula que publiqué hace unos días pero en otro registro de sabores, cambiando el roquefort por el cabra. Ya veréis como con este vasito dejaréis a todos con la boca abierta. 

La  base de este vasito de aperitivo es el queso de cabra, que casa de maravilla con los tomatitos cherry confitados,  ya veréis que maravillosa combinación  de sabores, ¡os encantará! Un aperitivo elegante, delicioso y sorprendente, ¡no dejéis de prepararlo!






Vasitos de queso de cabra y tomates confitados
Gotets de formatge de cabra y tomates confitades


INGREDIENTES
80g de  Valencay (queso  de cabra fresco con  ceniza)
10 tomates cherry
1 cucharadita de aceite de nueces (se puede  sustituir por aceite de girasol o de oliva suave)
3 cucharadas de aceite de oliva
2 cucharadas de crema de leche 
1 cucharadita de azucar





Vasitos de queso de cabra y tomates confitados
Gotets de formatge de cabra y tomates confitades



RECETA


Precalentamos el horno a 120º porque vamos a confitar los tomates que harán de topping de nuestros vasitos de queso de cabra y tomates cofitados, queremos que nos queden como los tomates italianos secados al sol y luego rehidratados y conservados  en aceite de oliva, como en esta preparación de tomates confitados en aceite de oliva


Mezclamos el azúcar y el aceite de oliva, partimos los tomatitos por la mitad, los colocamos en una ensaladera y los aderezamos con la mezcla, removiendo como si se tratase de una ensalada para que queden todos bien impregnados.  






Disponemos los tomates en una bandeja de  horno y los cocemos durante unos 35 minutos, ya sabéis, ¡cada horno es un mundo!  Una vez ya estén los sacamos del horno y los dejamos enfriar.





Ahora prepararemos la crema de queso: desmigamos el queso en un bol y lo mezclamos bien con el aceite de nueces (o el que uséis, que sea suave) . Añadimos la crema de leche y removemos hasta obtener una crema homogénea.  si ponemos la crema en una manga pastelera nos quedará mas bien presentado. Podemos hacer la crema el día antes y guardarla en la nevera, dentro de la manga, hasta poco antes del momento de servir.

Ya solo nos queda montar nuestros vasitos de queso de cabra y tomates confitados, para ello colocamos una capa de queso en el fondo y lo tapamos con tres tomatitos confitados . Hay que guardarlos en la nevera por lo  menos diez minutos antes de servirlos para que estén perfectos. Ya veréis que bien quedáis si os decidís a prepararlos!

Si os apetetece ver más propuestas de vasitos de aperitivo no dejeis de vistiar esta receta de capuccino de calabacín y ricotta o también con calabacín este fresquísimo vasito de crema fría de calabacín con menta, limón i yogur griego.





Sígueme en las redes sociales


Puedes seguirme en Facebook,  Twiter Google+ para estar al día de todo!