Lasaña de setas a la crema con bechamel de foie


Lasnya de bolets a la crema -  Lasaña de setas a la crema

Lasaña de setas a la crema


Hoy una receta de setas, que estamos en plena temporada! La combinación de setas y queso es una de las que más me gusta, creo que es ideal, un matrimonio perfecto, y con la suavidad de la pasta ligan de maravilla. Esta buenísima lasaña se puede preparar todo el año con setas como champiñones o setas de cardo pero el sabor y la textura que dan las setas salvajes de temporada son insuperables, os acordáis de este carpaccio de oronjas? Aprovechemos la temporada, que luego las echaremos de menos!  
Estos setas nos las encontramos un día que habíamos salido a pasear al campo, la intención no era buscar setas pero tuvimos la sorpresa, ¡y la suerte! Yo vi un par de oronjas bien bonitas, un poco demasiado creciditas para comerlas en carpaccio, y el niño descubrió una mancha de rebozuelos ¡imagináos qué ilusión! Es algo mágico, al menos para nosotros que no estamos acostumbrados. Tuve que comprar más setas, con las que llevábamos no era suficiente así que los acompañé con unas cuantas trompetas de la muerte y unos champiñones, esta mezcla quedó espléndida con la suave crema de queso y la pasta, un plato de lujo!



Lasaña de setas a la crema

500 gr de setas (en mi caso oronjas, rebozuelos, trompetas y champiñones)  
1 cebolla picada  
2 dientes de ajo picados  
150 ml de vino blanco seco  
200 ml. de nata  
50 ml de aceite de oliva virgen extra  
una cucharada de mantequilla  
150 gr de formage emmental rallado o el queso rallado que más os guste  
sal y pimienta negra recién molida  
placas de lasaña o de canelones  
queso rallado para gratinar



Lasaña de setas a la crema, preparación:


En una sartén se pone a calentar el aceite y la mantequilla con los ajos picados, en frío. Cuando empieza a notarse el olor a ajo, y antes de que tome color, se añade la cebolla picada y se deja freír hasta que coja un poco de colorcito, si lo prefieres puede hacer la cebolla en el microondas y añadirla al ajo, la receta la tenéis AQUÍ.

Añadimos el vino y dejamos que se evapore el alcohol. Seguidamente se añaden las setas limpias y cortadas en trozos y los cocinamos a fuego lento hasta que se evapore todo el agua que sueltan las setas.

Añadimos el queso rallado y la nata y se cuece a fuego lento unos diez minutos, verás qué textura que coge tan cremosa y tan buena.

Hervimos unas placas de lasaña o, como yo en este caso, de canelones, siguiendo las instrucciones del fabricante, las escurrimos sobre un paño limpio y montamos la lasaña. Ponemos unas cucharadas de las setas con la salsa en el fondo de un bandeja que pueda ir al horno, encima las láminas de pasta, mas setas con salsa, más pasta y asi hacemos tres capas de pasta terminando con una capa de crema de setas.

Espolvoreamos por encima el queso para gratinar, en mi caso más emmental, y ponemos la lasaña a gratinar unos minutos, hasta que vemos que ha quedado tostada y bien apetitosa y ya lo tenemos, nos lo comemos bien caliente!


 ¿Más recetas de pasta?


 ¿Que tal este pastel de berenjenas con crema de queso?  ¡También es ideal!


I si la preferís sin bechamel no os podéis perder estos canelones de espinacas, pasas i piñones.                                                                                       

Si la preferís con pescado aquí tenéis esta deliciosa pasta con hinojo i merluza.